Dentista te puede salvar la vida

fruta2
El dentista te puede salvar la vida

El cáncer oral se diagnostica tarde en el 50% de los casos y la media de supervivencia es tan sólo de cinco años.
El tabaco y el alcohol son los responsables del 90% de los canceres en las estructuras de la cavidad oral en España y en el mundo, y son más frecuentes en hombres.
La trascendencia mediática de la lucha del actor Michael Douglas contra el cáncer oral, diagnosticado recientemente, ha concienciado un poco más a aquellos que desconocían la existencia de esta patología.

En España, hace un año nos sorprendió también el duro testimonio de la actriz Maira Gómez Kemp al explicar su particular batalla para recuperarse de un cáncer en la lengua: "el dentista me salvó la vida".
El carcinoma oral puede afectar a todas las estructuras de la cavidad oral. La localización más frecuente es la lengua, el suelo de la boca y el complejo de paladar blando y amígdalas.

Se puede manifestar con la aparición de lesiones rojas o blancas en la boca, con o sin úlceras, así como bultos que no sean atribuibles a heridas previas y que no desaparecen después de tres semanas.

Además, hay que tener en cuenta que este tipo de lesiones no tienen porqué ser necesariamente dolorosas; pueden limitar los movimientos linguales, y en fases más avanzadas, puede haber dificultad al tragar.
Este cáncer representa el 2% de los cánceres malignos que se detectan en España. Cada año aparecen entre 6 y 12 casos nuevos en varones por cada 100.000 habitantes, mientras que en mujeres aparecen en torno a 2 casos nuevos.
Pero desgraciadamente casi el 50% de los cánceres orales son diagnosticados tarde y en estos casos, la media de supervivencia es sólo de cinco años.
El tabaco y el alcohol son los responsables del 90% de los cánceres orales en España y en el mundo. Es más frecuente en hombres que en mujeres pero actualmente está disminuyendo esa diferencia, por el aumento del consumo de estas sustancias en la población femenina. Suele aparecer entre los 50 y 70 años; y es rara su detección en menores de 30 de años.
Asimismo, desajustes en dentaduras móviles o piezas dentales afiladas pueden provocar lesiones que, sin el tratamiento adecuado, pueden predisponer al desarrollo de carcinomas. Por otro lado, una exposición excesiva al sol sin la protección adecuada también incide en el desarrollo de cáncer en los labios.
 
Por el contrario, una alimentación rica en fruta y verdura fresca (5 piezas al día), pescado y aceite, particularmente de oliva, puede reducir entre un 30% y un 40% el riesgo de desarrollar cáncer. Mantener una buena higiene bucodental también ayuda a prevenir la aparición de la enfermedad.
Una importante ayuda en la detección puede ser la autoexploración del paciente en casa. En la web www.canceroral.es, del Consejo General de Colegios de Odontólogos, aparece un vídeo explicativo sobre ello. De todas formas, las autoexploraciones no deben sustituir la visita al dentista que, al menos, tiene que realizarse de forma rutinaria una vez al año. Entre todos podemos combatirlo.