¿Qué son las coronas dentales?

PRÓTESIS FIJA MADRID

Las coronas dentales son prótesis fijas que se cementan sobre nuestras propias piezas dentales o sobre implantes dentales y que nos ayudan a mantener la anatomía y la funcionalidad de nuestros dientes de forma artificial.

¿En qué ocasiones es preciso colocar una corona dental?

  • Cuando una muela o diente está muy deteriorado con grandes reconstrucciones o grandes desgastes por bruxismo, lo ideal es colocar una corona dental que recupere la anatomía de esa pieza y además proteja al diente de fracturas. En ocasiones hay otros tratamientos alternativos como las inscrustaciones dentales, pero será el profesional el que valore cual de los dos tratamientos es el mejor en cada caso.
  • Las coronas dentales también pueden ser necesarias en muelas endodonciadas (es decir, con tratamiento de conductos) ya que las muelas que han sufrido endodoncia, son muelas deshidratadas que pierden su elasticidad y son más susceptibles de fracturas.
  • Siempre se colocan coronas dentales tras la colocación de implantes para la sustitución de la pieza perdida. Este tipo de corona, puede se de dos tipos, cementada sobre un pilar artificial o directamente atornillada al implante.
  • En pacientes con grandes espacios interdentales, también puede ser preciso colocar una corona para cerrar esos espacios si es que no se quiere o no se puede solucionar mediante un tratamiento de ortodoncia
  • En dientes cónicos o con formas atípicas, en estos casos, aunque el diente esté perfectamente sano, se coloca la corona para dar el diente una forma natural y bonita.
  • En ocasiones también se colocan coronas en dientes con grandes tinciones en los que queremos recuperar un color más natural, aunque también en estos casos, el dentista valorará la posibilidad de colocar carillas en lugar de coronas.
  • En niños en dentición temporal cuando hay grandes caries y queremos mantener esos dientes para no perder espacio.

Tipos de coronas dentales

  • Coronas metálicas: actualmente solo se realizan coronas metálicas de forma provisional, ya sea en niños en dientes de leche o en adultos mientras se espera a tener preparada la corona definitiva. Son casquillos metálicos de color plateado que reproducen la anatomía de la pieza.
  • Coronas metal-porcelana: son las más conocidas y las más comunes, aunque poco a poco se van quedando obsoletas por la llegada de mejores materiales. Este tipo de coronas están formadas por una estructura metálica recubierta de porcelana de color diente que reestablece la anatomía de la pieza.
  • Coronas zirconio: el zirconio es un material de gran dureza y con unas propiedades estéticas increíbles. No necesita una base metálica y además es un material completamente biocompatible con los tejidos, equiparable al titanio. Por eso, es hoy en día, uno de los materiales más solicitados por los dentistas.
  • Coronas de disilicato de litio: al igual que el zirconio, es un material con una dureza extraordinaria, altamente estético y al igual que el zirconio, también es muy compatible con los tejidos orales.
  • Otros: existen otros materiales para las coronas pero no son tan relevantes como los que acabamos de comentar.

Hoy en día, tanto las coronas de zirconio como las coronas de disilicato de litio, son las más demandadas tanto por profesionales dentales como por los propios pacientes. Además, este tipo de coronas se realizan con tecnología digital de última generación, proporcionando un ajuste impecable en nuestra boca.

En la clínica de los doctores Subirana somos especialistas en prótesis dental, ven a conocernos a nuestra consulta de la calle Basílica de Madrid, en Nuevos Ministerios, la primera consulta es gratuita.

Entradas recomendadas